"Las palabras se las lleva el viento..."

miércoles, 19 de marzo de 2014

Entre el papel y la sangre.

Hay muchos momentos en los que deseo evadirme de mi entorno y refugiarme en aventuras increíbles que escapan a mi "realidad". Gracias a mi condición puedo fácilmente bucear en ellas hasta el punto de poder participar actívamente, cambiando el curso de los acontecimientos.

Pero hay una historia, todavía no escrita, que me necesita. 

Sin ella no soy nada, pero a la vez por ella no soy. Viajo entre dimensiones muy distintas y el tiempo me exige decidir entre una u otras.

Muchas veces me he preguntado si los protagonistas que aquellas historias que amo no sentirían lo mismo, en el caso de poder cambiar. Los protagonistas de una buena historia no solo viven aventuras, también sufren, y mucho.

¿Merecerá la pena luchar por una aventura de la que no puedo leer final en ningún libro?

Y si la respuesta es sí, ¿debo pues abandonar conpletamente mis viajes para dedicarme a ella por entero?

Lo único que tengo claro es que miente, todo aquel que diga, que es fácil ser una viajera del viento.



No hay comentarios:

Publicar un comentario